Martes, agosto 21, 2018
PALABRA DE MUJER

0 20

El reto de Durazo

Adela Navarro Bello

Alfonso Durazo, senador electo por Sonora y próximo secretario de seguridad pública federal, piensa igual que Felipe Calderón Hinojosa, ex presidente de México: el Ejército no debe salir de las calles hasta en tanto las policías civiles estén debidamente capacitadas. Más que coincidencia de posturas, esto significa que en el país, en doce años, la política de seguridad no ha cambiado. Vaya, tampoco ha dado resultados.

Con unos ocho años de diferencia, así las declaraciones de los personajes:

“Estaremos retirando al Ejército a los cuarteles en la medida que vayamos capacitando y profesionalizando a las policías, es un proceso paulatino, estimo que en el transcurso de tres años pudiéramos tener un retiro relevante de los militares”, dijo hace unos días Durazo.

“Mientras no se constituyan 32 cuerpos policiales confiables, capaces, profesionales y eficientes, el Ejército y la Marina continuarán en el combate al crimen organizado”, reflexionó por allá de 2010 Felipe Calderón.

Fue precisamente el panista michoacano quien en enero de 2007 inició con la encomienda a las fuerzas armadas para perseguir al narcotráfico y el crimen organizado, lo hizo porque, efectivamente, las policías locales y la federal, estaban harto corrompidas por los capos de la droga y los criminales notorios.

La corrupción continúa.

Ciertamente Felipe Calderón Hinojosa desarrolló a partir de la secretaría de seguridad pública, un procedimiento de control, evaluación y confianza, que medianamente ha inspeccionado a los elementos de seguridad pública en el País, no es pues infalible, los policías suelen aprovecharse de las reglas para hacerlo en tal o cual dependencia, dado que por lo menos tres están autorizadas para practicar los exámenes, además han aprendido a salvar en los vericuetos legales, el trabajo, ampararse o ir por la reinstalación.

Durante los casi seis años de gobierno de Enrique Peña Nieto el programa no se perfeccionó, vaya no se le adicionaron mediciones que hicieran el sistema más efectivo, o contribuyeran al sustento legal para que las bajas por deshonestidad, corrupción o inflitración, fueran determinantes, realmente en este sexenio se hizo muy poco o nada, por la depuración policíaca, las garras de la millonaria corrupción de narcotraficantes y criminales siguen más presentes que antes.

Este ha sido el sexenio perdido en el combate a la violencia y la inseguridad que azotan al país. El presidente Peña no se pronuncia sobre la inseguridad, y el tema de la seguridad fue relegado a una comisión dentro de la secretaría de gobernación que dé inicio tituló Miguel Osorio Chong, cuya idea de seccionar el país en regiones, quizá emulando a las que componen el despliegue del Ejército, no sirvió de mucho pero sí incrementó la alerta de violencia en todas las zonas de México. Al igual que Calderón, Peña ordenó a sus subalternos aprehender a Joaquín Guzmán Loera y de ahí a otros capos, incluso identificados como los más buscados en el ámbito nacional y local.

Ninguno de los dos presidentes complementó la estrategia operativa de seguridad con un reforzamiento del ministerio público para hacer precisas y eficientes las investigaciones en torno a los cárteles de las drogas, y la participación de las policías en ello, con el fin de poner un claro ejemplo: quien desde el estado sirve al crimen, se castiga. Tampoco modificaron para darles más facultades y herramientas a las áreas de investigación y combate del lavado de dinero en la secretaria de hacienda y crédito público y en la propia procuraduría general de la República. Mucho menos se concentraron en la investigación de inteligencia para desmantelar las cientos de células criminales que tienen a la sociedad acorralada, a las empresas extorsionadas y a muchos mexicanos emprendiendo el éxodo.

Así pues, en doce años nada ha cambiado en las políticas públicas de combate al crimen organizado y al narcotráfico, aun con diferentes aunque parecidas palabras y estructuraciones de frases, lo que dice hoy Alfonso Durazo lo dijo en el pasado Felipe Calderón.

Sin embargo, aun con una política pública reciclada, Alfonso Durazo se ha comprometido a que en los primeros tres años del gobierno del presidente electo Andrés Manuel López Obrador, disminuirá los homicidios en un rango que presume del 30 al 50 por ciento. Ciertamente las ejecuciones son el delito más visible del narcotráfico y el crimen organizado, el presidente Peña terminará su sexenio con más de 150 mil ejecutados (lleva  más de 130 mil), pero la madre de todos los problemas generados por la inseguridad es la corrupción, la corrupción institucional que inicia en las policías de aproximación, sigue a las investigadoras, a las ministeriales sin dejar de lado las preventivas. Ningún cartel, ninguna estructura criminal sobreviviría sin el apoyo logístico de las policías.

El principal reto de Durazo será precisamente hacer de la depuración policiaca una cruzada nacional, para quitarle las corporaciones al narco y comenzara perseguirlos, a investigarlos para detenerlos y que sean juzgados, tanto ellos como sus asesinos, sus financieros, los antenas y los secuestradores, los extorsionadores y los ladrones, a toda la gama de delincuentes que integran el crimen organizado.

En México habrá unos 275 mil elementos de las corporaciones policíacas civiles, más unos 330 mil elementos de las fuerzas armadas, depurarlos, significará al próximo gobierno una tarea de enorme responsabilidad y minuciosa laboriosidad en términos de auscultación y procesamiento, pero una labor esencial y de extrema urgencia para erigir y ejercer el Estado de Derecho.

La corrupción en las corporaciones policiacas en México se está desbordando. En el colmo de la deshonestidad los policías han aprendido incluso, como transar con los criminales o aprovecharse de las redes más ínfimas de la cadena criminal. Hace no mucho tiempo, una persona se comunicó al semanario ZETA. Era narcotraficante, y lo único que quería –dijo- era denunciar a unos policías federales que le estaban robando su droga de manera sistemática. El hombre aseguró que ya no aguantaba más a esos corruptos que le quitaban su droga y le afectaban su negocio.

Independientemente de los valores torcidos del criminal que obviamente no proporcionó sus datos generales, la policía está tan corrompida, que ya no tiene límites. Utiliza la “charola” para robar, extorsionar o corromper a los corruptores.

Ese será el principal reto de Alfonso Durazo, depurar a las policías, sacar a los corruptos y fortalecer las condiciones de trabajo de los policías honestos que aún quedan por ahí. Si de entrada no vemos una cruzada por la depuración de las corporaciones policíacas, la estrategia no funcionará, como sucede desde hace doce años, la inseguridad continuará su escalada.

0 11

Palabra de Mujer

Ruth Tamayo Hernández

Se tambalea el NAIM

Y gobernadores bailan con la más fea

“Ninguna sociedad ha podido hacer participar por igual a todos sus ciudadanos. La diferencia natural humana imposibilita el gobierno de todos los ciudadanos”: Wilfrido Pareto.

El pasaje expresado, mis estimados, queda a pie juntillas a la nueva administración de Andrés Manuel López Obrador. Qué complicado se divisa el panorama para Morena, pues se termina la palabrería e inicia el compromiso. Ahora hay que cumplir con lo ofrecido en campaña. Pero a este nuevo proceso de gobierno tendrán que sumarse ciento veinte millones de mexicanos con ideologías, creencias y caracteres diferentes, sin tomar en cuenta la formación, pues en este caso entramos al costal, ya que somos mexicanos; cualquiera que sea el color, estatura o la educación, somos aztecas de sangre. Sin embargo, reza el refrán, que cada cabeza es un mundo, y eso pone en apuros a los gobernantes, como lo que está en apunto de ocurrir al presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, el cual aún no toma el cargo de mandatario federal, pero ya se alborotó la gallera en el México lindo y querido, ya que por un lado, habitantes de San Salvador Atenco, con machete en mano, pidieron al presidente electo que cancele la obra en marcha del Nuevo Aeropuerto de la Ciudad de México (NAIM). Y por otro lado, docentes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), y la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG), pidieron a AMLO abrogar la reforma educativa.

Esto debido a que el próximo secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma Barragán, manifestó que en lugar de abrogar la reforma educativa se le van a hacer algunas revisiones, a lo que los docentes disidentes respingaron y dijeron que no estaban pidiendo la revisión de algunos puntos de la reforma, sino que “estamos pidiendo que el gobierno electo declare la abrogación de la reforma educativa, tal como lo prometió en campaña”.

Cero y van dos que exigen derechos que no les corresponden sólo a ellos; sin embargo, no tienen la culpa estos grupos, a los que les prometieron y ahora les cumplen.

Estos y otros acuerdos que tampoco podrá cumplir el gobierno lópezobradorista, con el primer desencanto social hacia el presidente electo AMLO, y pueden ser el inicio de un divorcio prematuro, que están esperando con ansias los partidos de oposición. Hechos que podrían poner en riesgo el desarrollo del país, truncando la  economía, pues el progreso de una nación depende de la educación de la gente. Un pueblo sin cultura es candidato al fracaso.

El presidente electo, López Obrador, no puede seguir en lo mismo, como cuando estaba en campaña; ya no son válidas las promesas. Se actúa y punto. No hay vuelta atrás, ni tampoco se va a llevar el sexenio encuestando a la gente para que den su opinión, para que se ejecuten obras. Esperar darle gusto a grupos de ciudadanos, es un disparate del tamaño del mundo. El impulso al país tiene que continuar, sea el gobierno que sea. Por ningún sector se puede parar el desarrollo.

Si bien es cierto que el dinero que se invierte es del pueblo, también es verdad que el impulso es a beneficio del mismo pueblo. Quedarse estancados es morirse y un país como México no está diseñado para estar paralizado, y tampoco para ser gobernado con un gobierno de ocurrencias. La cancelación del aeropuerto significa disminución de la economía.

Cabe hacer mención que hoy recibe López Obrador el dictamen técnico del NAIM; sin embargo, mencionó que no hay un mecanismo claro sobre la consulta ciudadana, pero que puede ser encuesta o mesas de trabajo, en las que se escuche la posición ciudadana referente al proyecto.

No obstante, los habitantes de San Salvador Atenco se quejaron de que AMLO no los había escuchado ni tomado en cuenta, y que ellos tienen su propio dictamen y están dispuestos a debatir, incluso con los empresarios inversionistas, y mostrarles por qué deben cancelar la construcción del NAIM.

Ya estuvo que no se realizará la obra del Nuevo Aeropuerto, una promesa que hizo en campaña López Obrador a distintos sectores y empresarios, cuando mencionó que el NAIM se realizaría. Incluso, por eso centenares de personas del Estado de México votaron por López Obrador, pues estaban ilusionados en obtener un empleo en el nuevo aeropuerto. No quiero ni pensar qué pasaría si se para el proyecto. Sin duda para el país sería una gran pérdida y para el gobierno lópezobradorista un fracaso.

También puede ser un desatino el caso de los 32 coordinadores estatales propuestos por el presidente electo AMLO, pues nadie garantiza que esos monos y monitas administren bien los recursos. Cada uno de ellos tiene su propia cola que le pisen, casi todos han probado las mieles que brinda el poder y también se les ha pasado la mano, les apestan los pedos y casi todos han pasado por los congresos, conocen el camino de cómo desviar recursos federales. Ya probaron las mieles de la corrupción una vez, y de tontos no siguen saboreándola. Hasta dice el dicho, que perro que come huevo, aunque le rompan el hocico.

Entonces, los coordinadores propuestos por el presidente electo AMLO no son garantía de honorabilidad; según, son los que van a controlar los recursos en los estados y los que les van a amarrar las manos a los gobernadores. ¡Caray, que bonita forma de hacer circo! Si el Morena tiene mayoría en los congresos locales, federales y el Senado, ¿por qué no ejercer desde ahí el poder?, ¿para qué tanto brinco estando el suelo parejito?

El congreso local de Guerrero puede controlar los recursos, tanto del gobernador como de los alcaldes, sin andar metiendo coordinadores que sólo vendrán a detener el desarrollo de un empobrecido y ensangrentado estado de Guerrero. No más circos, señores gobernantes de Morena, ni bloqueos en vías carreteras, porque ganaron casi todo y festejaron como locos, pero donde perdieron no aceptan, dicen que hubo fraude, que les robaron, y salen a las calles a bloquear por horas las vías federales, y amenazan con seguir bloqueando las carreteras, dañando a terceras personas. Pero eso que ellos hacen sí es correcto, hasta dicen que pues andan defendiendo sus derechos, pero si se manifiestas los padres y madres a los que les desaparecieron sus hijos, ahí sí hay molestia, y hasta ofenden diciéndoles: “¿No entienden que ya su hijos no volverán, que perdonen a sus asesinos para que puedan estar en paz?”

No es así, señores, sean congruentes, porque Guerrero es de todos, no es de un grupo nada más. No la chiflen porque es cantada.

Lo más simpático del tema de los coordinadores de AMLO, es que nadie los quiere, pues son políticos que aspiran a un cargo en el 2021, y todo apunta que por eso es su denominación, para que desde ahora comiencen a hacer campaña para la gubernatura. ¡Qué linduras de morenistas chatos! Se relamen los bigotes por apoderarse de los recursos, pues ya dijo Obrador que los chelines para obras federales no se darán a gobiernos estatales, que los administrará el coordinador propuesto en cada entidad por Obrador.

En el caso del estado de Guerrero, Pablo Amílcar Sandoval sería el responsable del manejo de los recursos federales; entonces, ya estuvo que no tendrá obra el estado de Guerrero, al menos por dos años, porque seguro moverá unos cuantos pesos Sandoval Ballesteros para alimentar a su grupo político, de cara a la elección de gobernador del 2021, pues quiere sacarse la espina de su derrota en 2014. Y como siente que ya es gobernador, ¿qué le importa si hay obras o no en la entidad? Al cabo sólo por ser candidato de Morena ya es garantía de ganador y de héroe.

Les digo, mis estimados, que al estado de Guerrero sólo le falta que un perro lo orine.

0 44

Palabra de Mujer

Ruth Tamayo Hernández

Estados y municipios, chinos de deudas

Mis estimados, el senador Mario Delgado, antes de sentarse en la curul del Congreso de la Unión como diputado federal por Morena, envió una misiva clara y concisa a gobernadores y presidentes municipales, para que estos comiencen a medir el agua los camotes en relación a los recursos, ya que esto sucede en cada sexenio, que llega un nuevo presidente de la República y comienzan a revelar las deudas. No obstante, nunca pasa nada, pero ahora las cosas pintan de otro color, ya que el diputado federal electo de Morena se abrió de capa y envió misiva clara y concisa a los gobernadores y presidentes municipales, anunciando que Morena usará la mayoría que obtuvo en el Congreso de la Unión y en 19 Congresos locales, para detener los excesos en endeudamientos que han registrado los estados en los últimos  años.

Expuso Mario Delgado que de diciembre de 2012 a marzo de 2018, la deuda de los estados pasó de 434 mil 796 millones de pesos, a 578 mil 839 millones de pesos, lo que representa un 33 por ciento de crecimiento nominal. ¡Chispas de fuego cruzado! Es un titipuchal de dinero. ¿Y saben qué es lo peor, mis estimados? Según el senador algunos gobernadores celebraron el triunfo de Morena porque tiene vara alta con el presidente electo AMLO, y que según ya pactaron arreglos financiaros para disfrazar la deuda, ¿cómo ven? Y no crean que es invento de esta escribidora; lo aclaro porque los morenistas luego se esponjan, piensan que estoy ofendiendo al futuro mandatario del país, pero son palabras del mismo senador del PT-Morena.

¡Háganme el fabrón cavor! Son varias las entidades endeudadas hasta el tope y si les esconden semejante deuda, pues ahí ya no cuadra el slogan de campaña de Morena, en cuanto al combate a la corrupción que siempre cantó. Sin embargo, puede ser estrategia política, pues también ha dicho el presidente electo AMLO, que no se meterá con el Congreso, que los dejará ser autónomos.

Más vale prevenir que lamentar; sobre aviso no hay engaño, señores gobernantes, ya leyeron el anuncio del senador Mario Delgado, de que el Congreso de la Unión procederá contra gobernadores y presidentes municipales que estén recurriendo al endeudamiento público de manera indiscriminada. Bueno, esperemos que lo hagan con todos, y no únicamente con los que estén fuera de la lista de los recomendados del rey, ante quienes se volverá ciego y sordo. Mientras son peras o manzanas, es mejor que arreglen sus cuentas, ya ven lo que dice otro dicho popular: cuentas claras, amistades largas.

La deuda de las 32 entidades y municipios del país asciende a 578 mil 839 millones de pesos hasta el trimestre del 2018; es decir, 4 mil 640 pesos de endeudamiento por habitante. Creció la deuda 1.5 por ciento en comparación con el primer trimestre del 2017. De esta cifra, más del 91 por ciento del financiamiento corresponde a los estados y las corporaciones públicas, mientras que el 9 por ciento restante concierne a municipios, pues la deuda municipal también aumentó, al haber registrado más de 51 mil 111 millones de pesos, cifra que representa 7.8 por ciento del total de la deuda subnacional, financiamiento que provino de la banca múltiple con más de 47 por ciento del total, seguido de la banca de desarrollo con 44.9 por ciento; de otras fuentes, con un 4.4 por ciento, y emisiones bursátiles que registraron 2.8 por ciento.

¡Charros! Creo es mejor no saber más de deudas, y que apliquen los nuevos funcionarios el borrón y cuenta nueva, de todos modos ¿cómo canijos recuperan tanto dinero, que lo más seguro hasta se lo gastaron? Tal vez tiene razón el senador Mario Delgado, que ya no se les permita endeudarse, eso es lo mejor.

Sin embargo, pese a lo delicado del tema, por tratarse de dinero, no hay registros en las páginas de las Auditorías de cada estado y municipio. En este caso nos incumbe los municipios del estado de Guerrero, pues los únicos ayuntamiento que aparecen enlistados son Acapulco y Chilpancingo; y para la de malas del puerto, revelan que en el Presupuesto de Egresos para el ejercicio fiscal del 2018, la deuda del gobierno municipal es de 661 millones 524 mil 377 pesos, sólo de préstamos bancarios y adelantos de participaciones, pero no revelan la falta de pagos de prestaciones, así como el adeudo de 100 millones de pesos al ISSSPEG más de otros adeudos. ¡Caracoles bien refritos! De plano el presidente Evodio Velázquez tiene bien atravesado el chamaco y ahora pare o revienta, pues no podrá culpar a gobiernos anteriores.

En esa misma página están los adeudos de cada angelito que pasó por la presidencia porteña, por cierto.

De otros municipios del estado de Guerrero se revelan adeudos millonarios a la Comisión Federal de Electricidad y adeudos con el Banco Nacional de Obras y Servicios Públicos (Banobras); sin embargo, no hay datos, ni nombres de ayuntamientos, se mantiene en secreto y no los hace públicos los organismos fiscalizadores, ni las páginas oficiales de Internet los manejan.

De lo que pudimos enterarnos fue que la ASE hizo un llamado a los alcaldes para que aclaren la cuenta pública que no está aclarada de varios municipios de la Costa Grande, incluido Zihuatanejo; sin embargo, me hubiera gustado que dieran datos precisos del endeudamiento del ayuntamiento de Zihuatanejo, pero no hay números por ningún lado.

Es sano que la gente sepa cómo deja la administración perredista el ayuntamiento al nuevo gobierno priista. Debieron subir números a la página del ayuntamiento y hacerlo público, pues es dinero nuestro y la deuda es pública; es decir, también nuestra.

No hay ningún registro de deuda de los municipios, apenas dejan ver los resultados de los estados más endeudados y esos los pone al descubierto en su página la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, que expone a 20 entidades que mantienen un endeudamiento sostenible y que 10 presentan un endeudamiento en observación; y sólo Coahuila mantiene un nivel de endeudamiento elevado, sin posibilidad de adquirir mayor financiamiento para el año 2019.

La SHCP menciona al estado de Guerrero entre las entidades que aumentó su deuda hasta en un 31.3 por ciento, y también disminuirá para el estado suriano la opción crediticia. ¡Me lleva la que me trajo!

Sólo eso nos faltaba para cerrar el cuadro de honor. A ver cómo le pinta el panorama a la entidad suriana con la administración morenista, pues ya aventó el piedrazo el senador Mario Delgado, y vaya que tienen toda la fuerza de su lado. Gobernadores y alcaldes tendrán que bailar al son que ellos les toquen, y ni pío podrán decir.

0 13

Palabra de Mujer

Ruth Tamayo Hernández

Extraordinario el Air Show

El Air Show 2018 realizado en el puerto de Acapulco, resultó ser un extraordinario evento, mis estimados. Fue sorprendente de verdad y devolvió la vida aunque sea por unas horas al destino de playa, ya que centenares de personas locales y visitantes abarrotaron las playas acapulqueñas para presenciar el show. A los espectadores les valió sombrero los rayos del sol y el acalorado ambiente, pues desde medio día estaban listos para presenciar la función de las aeronaves que surcaron el cielo, dejando de nubarrones coloridos que alumbraron la bahía de Santa Lucía.

Las avionetas realizaron riesgosas e impresionantes acrobacias que ponían la piel chinita, al menos la mía, pues las piruetas parecían peligrosas; no obstante, fue maravilloso  ver las avionetas dando un espectáculo hermoso. Debo confesarles que me puse nerviosa, sentía que se caían las avionetas al mar y en vez de divertirme terminé de ver el show con las manos sudadas de los nervios.

El evento fue genial y que hayan elegido Acapulco para realizarlo fue atinado, pues el destino de playa ha sido muy lastimado por el crimen organizado y ha mermado la economía del sector turístico; sin embargo, con el Air Show se renovó el puerto, pues hacía cuatro años que no se llevaba a cabo este evento en Acapulco, pero fue afortunado el regreso.

Según la Secretaría de Turismo estatal, más 400 mil personas arribaron a la playa disfrutar el show. Acapulco alcanzó un 69.7 de ocupación hotelera.

Entre tanto, a Ixtapa-Zihuatanejo le sigue brillando su estrella, pues el destino de playa este fin de semana mantuvo buena afluencia de visitantes con 74.4 de ocupación hotelera; sin embargo, la mejor visita que llegó a Ixtapa-Zihuatanejo, fue un león marino que apareció en la playa de Ixtapa y ya le pusieron nombre. Lo mencionó en sus redes el presidente electo del municipio de Zihuatanejo, Jorge Sánchez Allec, quien le dio la bienvenida al león marino y lo bautizaron como Pancho. Bienvenido el nuevo miembro de la familia zihuatanejense, está hermoso.

Les cuento esto, mis estimados, para que vean cómo es de privilegiado el destino de playa Ixtapa-Zihuatanejo, que hasta los leones marinos quieren venirse a vivir aquí. Jojojo.

Otra de las buenas noticias para el puerto de Zihuatanejo, es que el presidente electo, Jorge Sánchez, hace días que no para de trabajar en su proyecto político y presentó al gobernador Héctor Astudillo Flores, así como al secretario de Desarrollo Urbano, Obras Públicas y Movilidad Territorial, Rafael Navarrete Quezada, el proyecto de la ciclovía que unirá a Ixtapa con Zihuatanejo.

Expuso el presidente electo de Zihuatanejo al mandatario estatal y al secretario, que dicha obra es con la finalidad de impulsar el turismo en Zihuatanejo. Por eso los empresarios y comerciantes piden que ya llegue Jorge Sánchez a la presidencia, que para qué le dan tantas largas, que ya se siente en la silla y se ponga a trabajar. “Necesitamos que le den mantenimiento a las calles y banquetas, que pinten fachadas que dan un mal aspecto al puerto, pues viene la temporada de invierno, viene mucho turismo extranjero y no podemos recibirlo en estas condiciones; el puerto está descuidado, los tejabanes están cayéndose, hasta ponen en peligro a las personas que por ahí pasan, les puede caer encima y quedamos mal como destino. Lo peor de todo es que no hay presupuesto para que los reparen o los cambien”, dijeron.

El tiempo vuela y urge que le den otra vista a la ciudad. En serio, estamos en problemas en el municipio de Zihuatanejo, los calores son insoportables y no quiere llover. La escasez de agua en los hogares zihuatanejenses ha sido el talón de Aquiles de la administración perredista; sin embargo, existe la esperanza que llueva para que los pozos puedan agarrar agua y así solventar el vital líquido en los hogares; de lo contrario estaremos sufriendo por agua en este destino de playa.

No sólo la falta de rediseño a calles y banquetas, hace falta, lo urgente, que es la reparación de tejabanes en pleno centro, que dan mala imagen al destino.

Cabe hacer mención, mis estimados, que el director de Obras Públicas Municipal, Pedro Ramos Ríos, de plano tiró la toalla con el tema de los tejabanes, pues dijo que se requieren 14 millones de pesos para la sustitución de todos los techos y que es imposible solventar ese gasto con recursos propios, que ellos no pueden. ¡Me lleva la que me trajo! A buena hora habla el director de Obras Públicas, ya que casi se van. Dice que ellos, a lo largo de la administración, gestionaron ante la federación recursos para realizar sustitución de los tejabanes, pero que no recibieron respuesta positiva por parte del gobierno federal, y que no tienen dinero para la obra; es decir, se disculpa el funcionario municipal con los ciudadanos.

Además, ellos ya se van y le dejan el paquete a la nueva administración para que gestione el recurso para la sustitución de los tejabanes. Ese ya no es negocio, dijeran en mi pueblo. Ramos Ríos se deslindó de semejante deterioro que afea al destino de playa y que debieron resolver desde un principio. Sin embargo, no se hizo y el hubiera no existe.

No es un secreto, mis estimados, que el destino de playa tiene una fachada triste, abandonada; al puerto lo embellecen sus playas Ixtapa-Zihuatanejo, vende sol, mar y arena. No hay otros atractivos turísticos que atraigan al visitante más que sus playas; por lo tanto, debemos cuidar la imagen porque es lo único que podemos ofertar. Es muy triste, escuchar a los turistas que digan que Ixtapa apesta a excremento y son graves las quejas de locatarios y de visitantes, pues aseguran que en las playas hay trozos de excrementos y eso sí que es delicado; por eso deben de inmediato las autoridades competentes revisar y sancionar a los hoteles que vierten aguas negras sin tratar. El aviso ya lo dieron empresarios, restauranteros y locatarios de Ixtapa, urge que las dependencias hagan su chamba, pues Pacífica no es la primera vez que da de qué hablar. Tenía que resultar el daño a la larga, pues ese desarrollo se apoderó del mar para seguir desarrollando su proyecto y tomó un gran tramo de playa, donde construyó, y nadie le dice nada. Por eso ahora resultó ese daño ambiental. Incluso los turistas se quejaron que no los dejaron bañar en la playa porque estaba contaminada. ¿Cómo ven?

Los desarrolladores son bienvenidos al destino, porque generan empleos, pero deben cuidar el medio ambiente. ¿No ven cómo estamos? No quiere llover en la zona, pues acabaron de tirar los árboles, ya no queda nada, está pelón el destino de playa, repleto de cemento.

También Playa Linda está en completo abandono y a unos centímetros de fenecer. Da un aspecto deprimente, y si le seguimos escarbando, mis estimados, soltamos el llanto.

Estamos mal y de malas en el puerto. Al destino de playa le falta no una manita de gato, le falta lo que al sastre huevón. Jejeje. Si eres calentano sabrás a qué me refiero. Y si no, pregunta, pues, para que lo sepas.

Es un hecho que la nueva administración que tomará las riendas del municipio de Zihuatanejo, tiene una tarea muy grande que completar. Va a necesitar muchos recursos y paciencia de la gente; y como dicen los seguidores del presidente electo de México, Andrés Manuel López Obrador, no esperar buenos resultados en un año, dense por bien servidos en cuatro o cinco años.

Entonces, Sánchez Allec podrá dar resultados al final del trienio. Digo, para que no se desilusionen, luego van a querer ver los resultados, pero como dice el dicho popular: ¿Con qué ojos, divino tuerto? Jejeje.

0 19

Palabra de Mujer

Ruth Tamayo Hernández

Servicios precisos a la industria turística

Las buenas noticias debemos hacerlas públicas, mis estimados, pues son raras por parte del gobierno, así que festejemos el informe que dio el secretario de Turismo estatal, Ernesto Rodríguez Escalona, quien dijo que el estado de Guerrero se convertirá en la segunda entidad del país que cuente con una playa incluyente que estará ubicada en Papanoa; es decir, en alguna playa de ese destino turístico.

Rodríguez Escalona mencionó que esa será la segunda playa certificada que contará con adecuaciones en accesos para el desplazamiento de personas con alguna discapacidad.

También la presidenta del DIF Guerrero, Mercedes Calvo de Astudillo, dijo que el gobierno estatal ya consiguió un terreno para acondicionarlo con accesos para personas con alguna discapacidad y se trasladan en sillas de ruedas; y ratificó lo dicho por el secretario de turismo el gobierno estatal, que eligió la playa Bahías de Papanoa, del municipio de Tecpan de Galeana, en la Costa Grande.

Para este proyecto de playa incluyente, mencionó también la señora Mercedes, que el DIF nacional donará sillas y andaderas especiales para arena, para que las personas puedan entrar a la playa y disfrutar de cerca el mar, que el lugar albergará al menos 45 personas con discapacidad, acompañados por su familia; hablamos, dijo la presidenta del DIF, de hasta 300 personas.

El plan es detonar la economía del sector en Bahías de Papanoa, agregó. ¡Qué maravilla!

No obstante lo fenomenal del proyecto fue lo que expuso al final la señora Mercedes: que la playa incluyente podría iniciar en noviembre. ¡Wiii! No cabe duda, mis estimados, que el que persevera alcanza, como reza el refrán, ya que desde hace varias lunas los prestadores de servicios turísticos de Bahías de Papanoa, pedían a gritos el respaldo oficial sobre todo en materia de servicios, debido a que carecen hasta de los más indispensables. Por ejemplo, esas playa no cuentan ni con servicios de sanitarios cómodos, menos con accesos para personas con alguna discapacidad.

No obstante, siendo drásticos, mis estimados, ni Ixtapa-Zihuatanejo ni Acapulco cuentan con este tipo de infraestructura para los grupos vulnerables, sector que es grande y que también visita las playas y deja una buena derrama económica. Muy apenas los hoteles de tercer nivel cuentan con rampas para las sillas y andaderas de personas con discapacidad y de la tercera edad, menos van a tener infraestructura para que las personas disfruten de cerca el mar en sus sillas y andaderas. Ninguno tiene ese tipo de rampas en la arena que se construyen con material biodegradable para que no contaminen la playa.

De verdad que estamos en pañales en los destinos de playa de Guerrero para la atención a personas con discapacidad, que pese a todo aún tienen ánimos de viajar y que son apoyo a la industria turística.

Los sectores con alguna discapacidad y de la tercera edad son discriminados; sin embargo, el número de personas con alguna discapacidad en el país crece rápidamente y los terapeutas ordenan las terapias en playa.

Por eso también es asombrosa la noticia de la denominación de “playa pública incluyente”, por la infraestructura que empleará el gobierno para su desarrollo, ya que las acondicionan con rampas de acceso a discapacitados, con sillas especiales para la arena, sanitarios equipados especiales para ellos, regaderas e incluso lockers para que las personas guarden sus pertenecías mientras gozan la playa.

Bahías de Papanoa puede convertirse incluso en algo más importante que Ixtapa-Zihuatanejo, pues lo elegirán turistas extranjeros con alguna discapacidad que se quedan por estos rumbos hasta seis meses vacacionando, y la derrama económica, sin duda, será grandiosa.

Cabe hacer mención, mis estimados, que el programa denominado “Trasformar una playa pública en una playa incluyente”, fue instituido por el gobierno de Enrique Peña Nieto, al cual destinó más de 800 millones de pesos para la inversión de 50 playas incluyentes, programa que también no se completó, según la versión del secretario de Turismo estatal, Ernesto Rodríguez Escalona, ya que dijo que Jalisco tiene la primera playa certificada como incluyente, aunque señaló el secretario que después se ampliará el programa al puerto de Acapulco y al destino de playa Ixtapa-Zihuatanejo.

Esperamos que sea cierto, pues el gobierno peñista está casi fuera, y por lo regular los nuevos presidentes no le dan continuidad a los programas y menos de turismo, pues el secretario de Turismo propuesto por el presidente electo Andrés Manuel López, Miguel Torruco, ni siquiera da la cara, cuanto menos va a comprometerse con el estado de Guerrero.

Pero no hay que perder la fe; el mejor ejemplo de que es fundamental mantener la lucha por un destino mejor es el destino de playa Bahías de Papanoa.

En otro tema, mis estimados, hablando de infraestructura, les informó que, según palabras del Secretario de Obras Públicas Desarrollo Urbano y Ordenamiento Territorial (Sedatu), Rafael Navarrete Quezada, en mes y medio, o a lo mucho dos meses, inician los trabajos del nuevo muelle, que por el momento están en los estudios técnicos y permisos correspondientes en materia ambiental.

El funcionario fue claro e indicó que el gobernador, Héctor Astudillo Flores, se comprometió con la obra del muelle para el segundo semestre del año 2018, “y vamos a cumplirla, hay etiquetados 48 millones de pesos para trabajar la primera etapa del muelle que tendrá un costo de al menos 100 millones de pesos y una duración de 10 meses”, dijo.

Agregó también el secretario de Obras, Rafael Navarrete Quesada, que el resto del dinero lo van a conseguir sobre la marcha y que esto no será motivo para que la obra se detenga, versión que dio también el mandatario estatal el pasado martes que visitó el puerto, a pregunta de un reportero. Con relación a la edificación del muelle, Astudillo Flores mencionó que el recurso para esa obra habría sido etiquetado en el presupuesto del 2019; es decir, que Zihuatanejo tendría muelle hasta el próximo año.

El apunte preocupó mucho a los miembros del sector turístico del puerto, quienes de inmediato repararon y dijeron a esta escribidora: “Recuerde por favor al gobernador lo que dijo el secretario de Obras días antes que Astudillo Flores arribara al puerto; él mencionó en el mismo diario que en dos meses iniciaban la obra, que había 48 millones para comenzar y que el resto lo conseguirían de donde fuera para terminar la obra. ‘¿Cómo pues cambian de un momento a otro? Además, el gobernador prometió para esta temporada el muelle. Si es cierto que hasta el próximo año vamos a tener el muelle, entonces vamos a volver a pasar otra temporada sin cruceros”. ¡Chispas de chocolate!

Por eso expuse el tema mis estimados, a petición del sector. Según la Secretaría de Turismo del estado, inicia la temporada de cruceros 2018-2019 el próximo 29 de septiembre, con el arribo de al menos 30 embarcaciones, y la primera será el “Seven Seas Mariner”, que llega al puerto de Acapulco.

A Zihuatanejo será difícil que arriben los cruceros, pues no hay un muelle adecuado para ello; de todas formas, por donde se le vea, las navieras no permiten que los buques pongan en riesgo a los cruceristas y el puerto de Zihuatanejo no tiene un muelle seguro y no hay garantías de seguridad.

Es imposible que terminen el muelle para ese tiempo; aparte que la temporada de cruceros culmina el 12 de mayo del 2019, pero lo importante, mis estimados, la construcción del muelle en Zihuatanejo es formal, lo dijo el secretario Rafael Navarrete Quesada. Y hasta se comprometió que en el trayecto conseguirían el resto de los recursos para terminar la obra. Entonces, no se aceleren, confíen. Recuerden que la paciencia también es un valor.

0 16

Palabra de Mujer

Ruth Tamayo Hernández

Amnistía para la clase política corrupta

En el México lindo y querido, mis estimados, las cosas pintan entre azul y colorado. No irradian preludios de bonanza y cosas buenas, como pensaron millones de mexicanos; sin embargo, insistimos que los cambios son buenos, duelen, pero son beneficiosos para todos y el país urge de un cambio inmediato, no hay tiempo para lamentaciones ni lloriqueos; cada ciudadano de sangre azteca tiene que aportar su grano de arena para que dé resultado la cuarta trasformación del país que prometió Andrés Manuel López Obrador, quien obtuvo un rotundo triunfo en las elecciones de presidente de los Estados Unidos Mexicanos, y a quien ayer el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), hizo entrega de la constancia de mayoría que lo acredita como presidente electo de México.

Había dimes y diretes por parte de personas y militantes de Morena, que temían le hicieran de chivo los tamales a AMLO, por eso había descontento entre la gente. Sobre todo exigían en las redes que ya le dieran la constancia, que por qué lo hacían esperar, que algo tramaba el sistema; no obstante, el órgano electoral debía respetar los tiempos, pues el dirigente del PES impugnó la elección y había que desahogar por lo menos 14 demandas. Pero eso es pasado y ni lo tome en cuenta, lo bueno es que el político tabasqueño ya es presidente electo de México.

Cabe hacer mención, mis estimados, que la candidatura de López Obrador logró la más alta participación política y partidista de los últimos 20 años de la historia del país. Así como lo leen; y el tres veces candidato a la presidencia de México, hoy hace su sueño realidad. Bien dice el dicho que la tercera es la vencida. ¡Enhorabuena!

Por el bien del país, deseamos éxito a AMLO. El  privilegio de ser presidente electo de México que le concede el destino, es una pesada loza, porque gobernar el país, estado o municipio, es complejo sobre todo en estos tiempos de inseguridad y violencia, pues al político los trastorna el poder y por eso se corrompen fácilmente. Para muestras, basta un botón: hasta antes de la elección del 1 de julio, cuando no sabían cómo resultaría el proceso, la clase política pactaba acuerdos de respeto, de no ofensas ni calumnias, y menos exhibir deudas sobre todo de ayuntamientos. Acordaron guardar secretos, pero lo que no esperaron fue el resultado final. Hoy, los alcaldes, síndicos y tesoreros salientes de varios municipios del estado de Guerrero, están en problemas, ya que los nuevos integrantes del Cabildo ganadores (recuerden que son del PRD la mayoría), que emigraron a Morena, avientan la piedra y esconde la mano, diciendo que no le van a perdonar saqueos a ningún alcalde. Por eso es mejor que busquen una fórmula para que obtengan el perdón por parte de Morena, pues ellos ofrecen amnistía a criminales. También que incluyan a los corruptos, no hay mucha diferencia; incluso, el presidente electo AMLO ya lo puso en práctica durante los foros de la paz en Ciudad Juárez, donde pidió a las victimas perdonar a los criminales; sin embargo, respondieron las personas: ¡No, sin justicia no hay perdón!

Este es un tema que debemos tocar con pinzas, ya que ningún hombre puede pedir que perdones al asesino de tu familiar; es difícil ese perdón y olvido, sólo Dios puede aliviar ese dolor y también ayudarte a perdonar al criminal. Por muy noble que se la causa, no va a funcionar; no obstante, no es mi intención hablar del perdón y el olvido a los criminales. Intento decir que tal vez pueden practicar el perdón o amnistía con la clase política corrompida, que ha saqueado al país a manos llenas; y no sólo eso, también se han confabulado para otros negocios oscuros como la noche, tal vez de peor manera que los criminales.

De todos modos nada pasa en México con los corruptos, joden a los amigos de mi compadre y a los meros mañosos los esconden, fingen que están en la cárcel y están en lujosos condominios. Entonces, que expliquen bien para quiénes es la dichosa amnistía, ¿igual a perdón y el olvido?

Por cierto, ayer dejaron en libertad a la maestra Elba Esther Gordillo Morales, ex lideresa del SNTE. Son muchas las críticas por la libertad de la ex líder magisterial, pero lo que haya sido la maestra, jamás se va a comparar con los daños que le han hecho al país otros ladrones que dicen ser mexicanos. “Haiga sido como higa sido” (Felipe Calderón dixit), la maestra está libre.

Digo, como en cada sexenio cae en las redes un chivo expiatorio, entonces es bueno el perdón y el olvido, aunque dijo AMLO que él no es rencoroso ni buscará venganzas. Entonces, que siga el festejo, pues Morena es legalmente gobierno en México, y vamos a ver si es cierto lo que tanto predican, pues en el municipio de Acapulco gobernará Morena y ya salen rayos y centellas contra el presidente perredista, Evodio Velázquez Aguirre; le llueve sobre mojado al alcalde acapulqueño, ya que le sacaron a la luz que entregó 326 plazas de base del ayuntamiento a altos funcionarios, entre los que aparecen hermanas, hermanos y hasta novias de burócratas y ex novias de los funcionarios, en detrimento a los trabajadores que tienen hasta 15 años esperando ese beneficio.

Además revelaron el adeudo millonario al SUSPEG, y una larga lista de corruptelas por parte del munícipe porteño a beneficio de sus amigos y conocidos, que no alcanzaría este espacio para enumerarlo. Los denunciantes, son empleados de ayuntamiento que llevan años laborando y no tienen base; inculpan al presidente porteño de varias cosas que lo comprometen y que puede tener problemas; sin embargo, el edil perredista se defiende, y dice que son mentiras y calumnias, que va a cerrar fuerte su administración, y que para los que pretenden linchar su gobierno les va atapar la boca con resultados. Pero de inmediato recula y dice que él da la cara a los problemas, que nunca se ha escondido y que las adversidades financieras que tiene el ayuntamiento fueron heredadas de administraciones pasadas, que el puerto está de pie, que hay un gobierno caminado hacia adelante, entregando obras, acciones y programas.

“Tenemos mucho trabajo, la administración cierra el 30 de septiembre, fecha que tomará protesta el nuevo gobierno, encabezado por alcaldesa electa, Adela Román Ocampo”, dijo. No obstante, el alcalde reconoce que su talón de Aquiles fue la recolección de la basura y el pago de la nómina de diversas áreas, principalmente de la Coagua, antes Capama.

Con todo, el alcalde porteño no reconoce la inseguridad que cunde en el puerto y que durante su desgobierno se han registrado ríos de sangre. Si bien es cierto que ese rubro no es su obligación directamente, pero él es la primera autoridad del municipio acapulqueño y olvidó proveer seguridad a sus gobernados, y sólo por eso el presidente Velásquez Aguirre será borrado del mapa del puerto.

También al tesorero de Ometepec, le cayó la voladora, pues la síndica procuradora, Alejandra Bobadilla Toledo, señaló a la actual administración perredista de que dejará una deuda de 2 millones de pesos a la administración entrante; y aunque el tesorero se defendió como gato bocarriba, el refrán dice que palo dado, ni Dios lo quita.

¿Y saben, mis estimados? En todas las administraciones que van a dejar el cargo están siendo señalados de desfalcos, sobre todo en ayuntamientos de localidades pequeñas, las cuales no son supervisadas pero que igual reciben presupuesto que no aplican en los rubros que marca la ley, y ahora tienen problemas, pues están siendo vigilados por las Auditoría Superior del Estado (ASE). ¡Chispas sálvese quien pueda!

0 17

Palabra de Mujer

Ruth Tamayo Hernández

Inseguridad flagela al país

Un noticiero televisivo nacional, mis estimados, puso al descubierto que la carretera Siglo XXI  Morelia-Ixtapa-Zihuatanejo, es una vía a la que denominó el reportero como “la carretera del terror”, pues aseguró que turistas de Guanajuato y Querétaro fueron víctimas de un asalto a mano armada, y que fueron despojados con lujo de violencia de sus automóviles y demás pertenencias. Incluso el comunicador horroriza la crónica y alerta al turismo en el sentido de “si vas a viajar a Ixtapa-Zihuatanejo, piensa dos veces antes de recorrer esa vía, cuidado, es peligroso, hay muchos criminales operando con toda impunidad. ¡Charros, pero no panzones!

El informe televisivo pegó duro al puerto, al grado de que activó a los empresarios y al sector turístico, que de inmediato se lo comunicaron al gobernador Héctor Astudillo Flores, y el mandatario estatal no lo pensó dos veces, procedió de inmediato y presentó en este puerto al Grupo Jaguar, integrado por al menos 200 policías, los cuales, dijo el mandatario, son elementos que aprobaron los exámenes de control y confianza, y que fueron capacitados por la Secretaría de la Defensa Nacional.

Esos agentes patrullarán del municipio de La Unión hasta el municipio de Zihuatanejo; es decir, los límites de Guerrero en esa zona hasta este puerto, pues La Unión colinda con el estado de Michoacán, están pegados, pues, por eso es difícil evitar los asaltos de criminales.

Mientras el mandatario guerrerense constituía el plan oficial del Grupo Jaguar para resguardo y seguridad de la Zona Económica Especial, en el municipio de La Unión de Isidoro Montes de Oca, empresarios de la Coparmex, en voz de su presidente, Gustavo de Hoyos, apuraron también al presidente Enrique Peña Nieto, a tomar medidas sobre la inseguridad. “Es su responsabilidad durante el periodo de transición y está evadiéndola”, dijo de Hoyos; “aún continúa su administración, faltan cuatro meses para que termine y no hay ninguna estrategia clara para combatir la inseguridad; el país es responsabilidad del presidente Peña y debe tomar las riendas en el tema de la inseguridad, no deben dejarlo ni un momento, es urgente intensificar el trabajo en este tema, buscar estrategias claras con urgencia, pues el país está en un dilema de ingobernabilidad grave”, señaló. ¡Caracoles bien refritos!

Neta, mis estimados, los empresarios, no están enojados, están alarmados, pues el país se tiñe en sangre a diario y cada vez son más las personas que caen abatidas por las balas. La violencia está imparable y cuatro meses son muchos para que una nación como México, esté sin controles suficientes. Creo que precisamente, por ser un tiempo peligroso el de la transición, debe ponerse más cuidado con la inseguridad.

La primera autoridad del país debe tomar el timón del barco y no soltarlo hasta el último día que entregue el cargo; sin embargo, el presidente Peña no parece ocupado en sus actividades de primera autoridad del país. Anda muy disimulado y busca un lugar seguro para irse a vivir con su familia, ya México y los mexicanos no le importan, le preocupa más cuidar su pellejo, no sea que AMLO cambie de opinión en lo pactado de no tocarlo y le aplique la tartamuda parejo, como a los otros, que ya se rumora están en la lista negra del próximo presidente de México, a los que van a llevar a danzar el baile de la iguana, pero tras la rejas.

Veremos, dijo el ciego, porque hasta que no vea angelitos en la cárcel, no les creeré ni una pringa a don Manuel. Como Santo Tomás, pues. Jejeje.

Los miembros de la Coparmex dijeron también que el presidente Enrique Peña Nieto sigue siendo el presidente de México, y es el principal responsable de lo que ocurre en el país, que no puede evadir su responsabilidad, sólo porque ya hay un presidente electo. ¡Caracoles de Tabasco! ¡Caray!, se habían tardado los empresarios en abrir la boca, casi se hunde en ríos de sangre el país y nadie decía esta boca es mía; me refiero a los empresarios, por el peso que tienen; sin embargo, eran sordos ciegos y mudos. Y lo entendemos, porque nadie quiere tener problemas, vivimos atemorizados. No obstante, alguien tiene que gritar primero y seguimos los demás, pues.

Mis estimados, nuestro México lindo y querido está en apuros, al grado de que con un empujoncito se va al abismo; y o despertamos, o nos carga el payaso. Cuatro meses son muchos para que una nación con 120 millones de mexicanos viva en total anarquía, eso es muy peligroso.

Al estado de Guerrero, la inseguridad y violencia lo tienen trabado y cada vez azotan con más furia los criminales. Por eso debe el gobierno actuar. Si funciona o no la legalización de la amapola, se va a ver en el trayecto, pero que se acaben las matazones, pues los criminales ya no respetan a nadie, lo mismo matan mujeres, niños o ancianos.

Hoy más que nunca deseamos que el Congreso local apruebe la legalización de la amapola con fines medicinales, pues la ciudanía ya no sabe que pudieran instituir el gobierno para acabar con tanta violencia, por eso dicen que aprobando la legalización de la amapola a ver que nos depara el destino.

Es cierto que les puede salir el tiro por la culata, pero como dicen los interesados, se van a acabar muchas cosas porque va a dejar de ser un delito. Ojalá que eso ocurra en nuestro bello estado de Guerrero. Sino deja dinero ese enervante, que ya no deje tantos hogares enlutados y con eso nos damos por bien servidos muchos guerrerenses que queremos vivir en paz.

Aunque también hay buenas noticias en la entidad suriana, mis estimados, pues los empresarios del Consejo de Cámaras Industriales y Empresariales de Guerrero, Concaingro, en una reunión de trabajo con presidentes municipales electos, de los municipios, de Zihuatanejo, Chilpancingo, Acapulco, San Marcos, Iguala, Cocula, Taxco y Coyuca, anunciaron que pretenden invertir en proyectos de vivienda de interés social en los municipios que acepten el convenio, así como también van a apoyar proyectos agroindustriales y fortalecer la cadena de valor de la minería y apertura de la obra pública municipal. Aquí no creo que los alcaldes entrantes acepten que los empresarios metan las manos en ese rubro, es un tema celoso, mejor de lejitos, pues los empresarios no dan paso sin guarache y eso todos los sabemos, conocemos el proceder de los empresarios, que sí aportan al estado, de eso no hay duda, pero a veces se pasan de la raya. Además, nadie pone un peso sin nada a cambio, por eso antes de presentar el proyecto, ellos pidieron suscribir un convenio municipal de incentivos fiscales, fomento a la inversión y productividad, en los primeros 30 días de sus administraciones.

Y pues a como están las cosas, los alcaldes tienen que tomar lo que les ofrezcan, claro, con sus respectivos contratos, porque ahora no se confíen ni de su propia sombra.

Por lo pronto, el municipio de Zihuatanejo goza de buenas vibras, pues el presidente electo, Jorge Sánchez Allec, fue invitado a la reunión de los empresarios y eso pinta bien. Ya ven lo que dice el dicho, que más vale amigos que dinero.

0 18

Palabra de Mujer

Ruth Tamayo Hernández

Alcaldes salientes, con el niño atravesado

En plena recta final de su trienio, los presidentes municipales salientes fueron notificados por parte del gobernador Héctor Astudillo Flores, en plena crisis económica y el año del Hidalgo, que no recibirán ningún apoyo económico de parte del gobierno para que cubran aguinaldos y prestaciones de fin de año a los trabajadores de sus ayuntamientos.

Y es que, dijo, los ayuntamientos que concluyen su administración tienen la obligación de dejar las provisiones necesarias para cubrir las prestaciones. Y aquí es donde tuerce la puerca el rabo y los marranitos el rabito, ya que los alcaldes -sobre todo los perdedores- a estas alturas de su gestión no tienen ni el alma completa, más bien quieren que corra el tiempo para irse; ya no quieren queso, quieren salir de la ratonera.

Sin embargo, por ley deben dejar un 70 por ciento del recurso para cubrir aguinaldo y prestaciones de fin de año a los trabajadores de sus ayuntamientos, ya que un 30 por ciento restante lo aporta el nuevo alcalde. Así que, señores presidentes municipales, rasquen a la cuenta hasta encontrar chelines para dejar ese recurso al nuevo presidente municipal; y ya encarrerados, corrijan las cuentas, pues resucitó el responsable de la Auditoría Superior del Estado (ASE), Alfonso Damián Peralta, y amablemente les informa que por favor revisen la cuenta pública y corrijan las irregularidades antes que concluya su mandato.

Y todavía se compadece de ayuntamientos como Chilpancingo, el que dijo será complicado porque tuvo distintas administraciones. No obstante, todos deben entregar cuantas claras, así sean cinco alcaldes, no hay porqué complicarse ya que cada administración tiene un responsable  y un cabildo que supervisa. Ellos tienen que responder por los recursos en cada ayuntamiento.

Por cierto, en el caso de Zihuatanejo, ciudadanos indagan y preguntan qué pasará con las obras inconclusas que quedaron del gobierno perredista que rige Homero Rodríguez Rodríguez. Los solicitantes afirman que son varias obras pendientes y que no se les hace justo que queden abandonadas; que piden al presidente electo, Jorge Sánchez Allec, las contemple en el presupuesto para que les dé continuidad.

No obstante, va estar en chino para que los alcaldes entrantes den continuidad a las obras inconclusas que dejen sus antecesores, por lo reducido del presupuesto que ya anuncia el gobierno lópezobradorista; entonces no podrían terminar obras. Incluso en caso de ser verdad que reducirán el presupuesto, ni en el trienio acabarán con las obras, pues el nuevo presidente trae su propio proyecto de campaña y querrá cumplir con el pueblo, pasando por encima de estados y municipios.

Sin duda, vienen tiempos de crisis económica muy duros; de por si los alcaldes llegan a la presidencia con una mano atrás y otra a adelante, sin dinero; y luego, con esta canija crisis y reajuste al presupuesto, pues va a estar critica la cosa. Por eso el mandatario estatal se puso el guarache antes de espinarse, pues también dijo que no recibirá el mismo presupuesto de antes, se acabaron los tiempos cuando se amarraban los perros con longaniza, ya no hay dinero a manos llenas y el que les toca lo tendrán que administrar bien, o tendrán problemas.

Es tan cierto lo que viene, mis estimados que el próximo presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, anunció que no habría obras nuevas durante su gobierno, que dará seguimiento a las obras en proceso que dejó inconclusas el presidente Enrique Peña Nieto, pues dijo que su gobierno no tendrá recursos para obras nuevas, que por eso dará seguimiento a las que ya están; es decir, no hay dinero, y eso en lo federal, imaginemos en los estados y municipios, que dependen casi totalmente del presupuesto que les otorga la Federación.

Sobre aviso no hay engaño, señores. Agregó AMLO que no harán hospitales, pues hay al menos 56 clínicas en todo el país sin terminar, así como el Tren Interurbano México-Toluca, pues se han invertido más de 30 mil millones de pesos en esa obra; “no podemos darnos el lujo de dejarlas inconclusas, pues es presupuesto público, dinero de los mexicanos”, recalcó.

Pero también el virtual presidente de la República, AMLO, se puso el zapato antes de cortarse, y dijo que para terminar estas obras se requiere bastante trabajo y muchos recursos económicos, y que por eso motivo las obras inconclusas las van a terminar durante el sexenio. “No les voy a mentir que terminaremos el próximo año, no podríamos, no contaríamos con presupuesto suficiente, pero vamos a programar las obras para terminarlas a corto mediano y largo plazo”, apuntó. Jojojo.

¿Ya ven mis estimados que no es lo mismo ser borracho que cantinero? Sobre todo en estos tiempos de crisis económica, política y social, que viene desde el ámbito internacional.

Por otro lado, es increíble cómo se pelean los dirigentes partidistas por un cargo. El dirigente del PES manotea y da patadas de ahogado; exige, pero luego reacciona y se da cuenta que de esa forma no logrará su cometido, y entonces baja la cara y suplica que no le quieten el registro de su partido, que ganó pero que le hicieron chanchullo.

Ya le dijeron que se va, pero se resiste; ahora ruega a AMLO que le ayude para que no le quiten el registro. No tienen vergüenza estos vividores, son peores que santígüelas.

El PES no alcanzó el 3 por ciento de la votación obligatoria para mantener el registro y le será quitado, y se tiene que ir, así lloriquee día y noche ese tipo gorrón.

A quien también le pueden aplicar la voladora es al Chucho Zambrano, pues están a un pasito de dejarlo fuera del Congreso por abusivo. Si eso ocurre, nos va hacer justicia bien la revolución, que se vayan al carajo esos zánganos.

Estamos bien cerca de ver un show entre morenistas. Espere un poco y verá. Sólo basta que el dirigente estatal de Morena, Pablo Amilcar Sandoval, siga picando la cresta al senador electo, Félix Salgado Macedonio, para que se reviente el hilo por lo más delgado, pues el “Toro sin Cerca” no para de hacer campaña, aunque dice que anda agradeciendo a la gente por el voto, pero anda en franca campaña para gobernador, ya siente medio cuerpo en casa Guerrero; sin embargo, tiene una piedra porosa enfrente que es Sandoval Ballesteros, quien también siente que ya es gobernador, y entre los dos queman el estado de Guerrero. ¡Que Dios nos libre de esos mequetrefes!

Desde este espacio agradezco a todos los que se solidarizaron dando sus condolencias a mi persona y familia por la muerte de mi padre; sentí dolor, pero las llamadas y mensajes de amigos, primos, sobrinos, tíos y compañeros de trabajo me reanimaron; sin embargo, al ver el apoyo fraterno de mi gente de Tlachapa, mi corazón se conmovió y sentimos con mi familia un amor verdadero por parte de nuestros paisanos. ¡Gracias!

0 60

AMLO: Buenas intenciones, malos modos

Denise Dresser

Imagínense el siguiente escenario. Después de los sismos de septiembre 2017, el candidato del PRI, José Antonio Meade, anuncia la creación de un fideicomiso para ayudar a los damnificados. El fondo privado es incorporado por personajes que simpatizan con el priismo, y tiene la misma dirección legal que la sede del partido. A ese fondo llegan múltiples aportaciones en efectivo por parte de personas no identificadas, incluyendo sumas que sobrepasan lo permitido por la ley. También llegan fondos de parte de empresas, lo cual está prohibido. El fideicomiso comienza a operar pero no le informa a la autoridad electoral los ingresos que recibe, y tampoco explica los egresos. El fideicomiso reparte una porción significativa de lo recaudado en efectivo, vía militantes o candidatos del PRI. Cuando surgen interrogantes en torno al comportamiento del fideicomiso, la reacción inicial del PRI es argumentar que como es un ente privado, no está sujeto al escrutinio de la autoridad electoral.

Si esto hubiera ocurrido, habría ardido Troya. La reacción de los opositores del PRI y la opinión pública hubiera sido contundente. “Compra de voto”, “clientelismo”, “lavado de dinero”, sentenciarían los críticos y la comentocracia, aunque no se comprobara el vínculo entre el donativo y el voto. No se le habría dado el beneficio de la duda al PRI ni se habrían defendido sus buenas intenciones. Nadie defendería su espíritu solidario vis a vis los damnificados, ni justificaría las irregularidades del fideicomiso en aras de ayudar a los más necesitados. Morena habría apuntado un dedo flamígero hacia el PRI, culpándolo de violar la ley, desnivelar el terreno de juego electoral, y comprar la conciencia de la gente, como lo ha hecho durante años.

El problema es que ahora el partido que incurrió en esas irregularidades fue Morena. Y porque ha buscado presentarse como un partido distinto a los demás, incorruptible e intachable, démosle el beneficio de la duda. Supongamos que su deseo de ayudar a los damnificados era genuino; que detrás del fideicomiso no había una intención clientelar y no buscaba otorgar un beneficio a cambio de lealtad política. Sus intenciones eran puras y virginales e impolutas, lo cual debería ser motivo de celebración. Aplaudamos la buena voluntad y el espíritu humanitario de Morena, y escribo estas palabras sin sarcasmo. Pero aunque fuera así, hay una serie de hechos documentados que generan desconcierto y producen resquemor entre quienes llevamos mucho tiempo preocupados por la relación tóxica entre el dinero y la política en México. El dinero bajo la mesa se ha vuelto un veneno que recorre el andamiaje electoral, corrompiendo todo lo que toca. Y en el caso del fideicomiso hay una serie de comportamientos e interrogantes que perturban. Cómo entró el dinero, la velocidad con la cual llegó, los retiros por parte de operadores de Morena y en qué condiciones se entregaron los recursos.

Más aún, como lo ha preguntado la periodista Peniley Ramírez: “¿Por qué el fideicomiso se abrió en el banco Afirme, cuyo dueño, Julio César Villarreal Guajardo, ha sido cercano a López Obrador desde 2006? ¿Por qué el banco aceptó una serie de depósitos en efectivo superiores a 50 mil pesos, si estaba prohibido por el contrato del fideicomiso? ¿Por qué el banco no reportó las operaciones como inusuales a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores? ¿Por qué los miembros del Comité Técnico que administró el dinero dicen que el partido y el fideicomiso no tenían la misma dirección, si está en el contrato con el banco, ya público”. Estas dudas y otras se suman a las que forman parte del expediente del INE, donde se justifica la multa por el funcionamiento atípico del fideicomiso, no por el destino de los recursos.

La reacción de Morena y sus voceros fue fulminante, usando un doble rasero para justificar conductas que condenarían si las hubiera tenido el PRI. Cualquiera que osara cuestionar el fideicomiso era un traidor a la patria, un miembro de la prensa fifí, un mexicano poco solidario con sus compatriotas víctimas de los sismos, alguien que buscaba anular la elección y orquestar un golpe de Estado contra AMLO, al estilo de Lula en Brasil. Y sin duda hubo posturas injustificables de los opositores de López Obrador que buscaron construir otro Pemexgate con la intención de desprestigiarlo. Y sin duda el INE cometió errores al filtrar información a los medios, no llevar a cabo una investigación a fondo, y sugerir de manera oblicua que Morena había buscado incidir en el voto vía el fideicomiso. Ese mismo INE –antes IFE– que no había sancionado al PRI por las tarjetas de Monex/Soriana, que había cerrado los ojos ante la compra de voto en Edomex, que permitió múltiples tropelías del Partido Verde sin quitarle el registro, se enfrentó con su trayectoria inconsistente. Con su reputación cuestionada. Con su imparcialidad puesta en tela de juicio. Con los cuestionamientos sobre su velocidad para investigar y sancionar a Morena, cuando ha sido tan lento e ineficaz en otros casos. Incluso podría cuestionarse –como lo ha hecho Miguel Pulido– si la técnica jurídica utilizada para la multa es válida o no. Eso lo dirimirá el Tribunal.

Pero el sainete deja un mal sabor de boca, tanto por la reacción de AMLO/Morena como del lado de algunos consejeros del INE y muchos detractores de López Obrador. Una actitud demasiado defensiva de los primeros y una actitud demasiado condenatoria de los segundos. El INE sí puede investigar fideicomisos privados y Morena no debió resistirse a esa auscultación. Los militantes y simpatizantes de AMLO, ejerciendo su derecho a la solidaridad con sus compatriotas, pueden llegar a violar la ley, y Morena debe reconocer que este es un tema delicado a futuro. Las irregularidades detectadas en el manejo del fideicomiso sí merecían investigación por parte de la autoridad electoral. De ahí a la constatación de un acto ilegal hay todavía un trecho y al Tribunal le tocará determinarlo.

Ojalá AMLO y Morena deriven lecciones significativas para el futuro. No importa cuán nobles sean los propósitos de un partido; asignar recursos vía figuras especiales como los fideicomisos engendra serios problemas. Como argumenta Miguel Pulido: incrementa las posibilidades de duplicidad, disminuye la rendición de cuentas y fiscalización, privatiza lo público y corre el riesgo de enredarse con la complicada regulación electoral del país. Pero esa hiperregulación existe por motivos legítimos; por el aparato dadivoso y clientelar que el PRI creó y que la transición democrática no ha logrado desmantelar. A Morena le corresponde cambiar esos malos modos priistas, no emularlos aunque sea con las mejores intenciones. Porque el camino al infierno está pavimentado precisamente de buenas intenciones.

0 50

El sexenio de Peña Nieto, frivolidad, crimen y castigo

 Jenaro Villamil

En agosto de 2017, cuando el país registraba récords en violencia y homicidios nunca antes vistos, el presidente Enrique Peña Nieto decidió demostrar la importancia que le daba su gobierno a esta emergencia social: vacacionar seis días en el exclusivo club de Golf del Hotel St. Regis, en Punta Mita, Nayarit.

Esa era la undécima visita del mandatario federal a la Riviera de Nayarit, transformada en su “segundo hogar”, según ha dicho él mismo.

El PRI había rescatado con malas artes el gobierno del Estado de México y la violencia seguía rampante en los mismos municipios que, un año después, perdió ante Morena: Ecatepec, Tlanepantla, Naucalpan, Atizapan, Toluca, etcétera.

El 29 de diciembre de 2016, mientras el país digería el anuncio del “gasolinazo” que ensombreció el ánimo social en enero de 2017, Peña Nieto hizo otro viaje de “descanso”. Se fue a Mazatlán, a jugar golf y a descansar.

Por supuesto, el primer mandatario nunca ha viajado solo. Un enorme despliegue del personal del Estado Mayor Presidencial y fuerzas federales de la Policía Federal, el Ejército y la Marina se movilizan en cada uno de los descansos del hijo predilecto de Atlacomulco.

La población de Nayarit, Acapulco, Los Cabos o del mismo Mazatlán se han quejado constantemente por el despliegue de las fuerzas armadas para cuidar al presidente y no para combatir la criminalidad disparada en cada uno de esos destinos.

Hoy sabemos que cada uno de esos despliegues y viajes de Peña Nieto para sus “vacaciones”, así como los de su esposa Angélica Rivera, los de sus más cercanos colaboradores o amigos empresarios, le han costado miles de millones de pesos al erario federal.

Según una revisión de las cuentas públicas de la organización México Evalúa, entre 2013 y 2017, el gobierno de Peña Nieto destinó más del doble de lo presupuestado al gasto en vehículos terrestres y transportación terrestre: de 16 mil 493 millones de pesos, su administración gastó 38 mil 24 millones de pesos del presupuesto público.

Buena parte de este dispendio se ha ido a estos viajes y traslados de un presidente que decidió fugarse de los problemas y vivir en una burbuja de lujos y de resguardo militar, como si fuera un jeque en decadencia, según se desprende de las cifras dadas a conocer por la organización México Evalúa.

Mientras Peña Nieto viaja de vacaciones con un séquito militar, en las calles de su entidad natal, el Estado de México, en las de Guerrero, Baja California Sur, Nayarit, Quintana Roo y Colima (sus entidades preferidas para vacacionar) el índice de homicidios se ha disparado hasta convertir su sexenio en el más violento en la historia del país.

Ahora, cuando el mexiquense toma vacaciones de nuevo -entre el 30 de julio y el próximo 3 de agosto-, el INEGI dio a conocer uno de los informes más escalofriantes de los últimos meses: 2017 se convirtió en el año más violento, con una cifra récord de 31 mil 174 homicidios, cifra superior en 27% a lo reportado en 2016, y mucho más elevada que el registro de 27 mil 213 víctimas en el 2011, el año más violento en el sexenio de Felipe Calderón.

La tasa de homicidios en el país se disparó a 25 por cada 100 mil habitantes, superior a la de 20 por cada 100 mil habitantes reportada en 2016. La principal causa de muerte entre hombres y mujeres fue la agresión con armas de fuego: 18 mil 443 y 1 mil 590 casos, respectivamente.

Las entidades con mayor número de homicidios son el Estado de México, con tres mil 46; Guerrero, con dos mil 578; Guanajuato con dos mil 252; Chihuahua con dos mil 221 y Baja California con dos mil 144.

La violencia criminal durante el sexenio de Peña Nieto tiene otra característica: casi 40% de los homicidios fue contra jóvenes menores de 30 años. Si sumamos el 26.5% de homicidios a personas entre 30 y 39 años, tenemos que 66.5% de asesinatos fue contra personas menores de 40 años. Una auténtico “juvenicidio” según declaró al periódico Reforma el fundador de Cauce Ciudadano, Carlos Cruz.

Cuando Peña Nieto tomó el poder, prometió disminuir en 50% el número de homicidios en todo el país. Hoy estamos en casi el doble de lo registrado en el sangriento sexenio de Felipe Calderón.

Eso no le preocupa al último habitante de Los Pinos. Él prefiere irse de vacaciones y seguir gastando el dinero del erario en sus juegos de golf, con sus amigos empresarios y con decenas de elementos de las Fuerzas Armadas que bien podrían estar realizando labores de combate o prevención al crimen.

Este es el verdadero rostro de un sexenio opulento, frívolo, mentiroso, insensible. Quizá el peor de las últimas cuatro décadas. Y aún se extrañan los priistas por la debacle electoral del pasado 1 de julio. Aún se toman selfies con Miguel Ángel Osorio Chong, el exsecretario de Gobernación, quien nunca pudo revertir esta espiral de crimen.

Y todavía se declaran sorprendidos ante el tremendo castigo electoral que la población mexicana les propinó en las elecciones federales y estatales de este mes que culmina.

Noticias al azar

0 17
LA REDACCIÓN Sólo daños materiales fue el saldo de un choque por alcance entre dos unidades del transporte público, en la avenida José María Morelos...