Injusta la detención a los policías municipales, alegan compañeros

Injusta la detención a los policías municipales, alegan compañeros

0 5296

Hercilia Castro

 

Policías municipales en activo, reclamaron por la libertad de sus compañeros detenidos en el operativo de seguridad y que se investiguen bien los hechos, pues son inocentes.

Luego de que ayer martes, el Ejercito, Marina Armada de México, Policía Federal, Procuraduría General de la República (PGR) y la Fiscalía General del estado detuvieran a tres presuntos delincuentes que tenían el control de la corporación municipal, según informó el vocero Roberto Álvarez Heredia, este mediodía, los policías municipales que no fueron llevados a Acapulco, se concentraron en el ayuntamiento.

Al respecto, el policía segundo Felipe Morales Espinoza relató que fueron 17 los compañeros que se llevaron en el transcurso de la tarde.

“Póngale que sea cierto que no pasaron algunos exámenes, pero son efectivos de aquí de Seguridad Pública, tienen documentación, tienen altas, se les pagaba por nómina, se les depositaba en el banco, tienen antigüedad, tienen todo para comprobar que sí son policías, porque ellos (las autoridades), aseguran que no son policías”, dijo.

Resaltó que algunos de los policías llevados a Acapulco, padecen hipertensión, diabetes, o son diabético- hipertensos.

Señaló que la orden por la cual los acuartelaron, era una revisión de armamento, de fornitura y uniforme.

Sin embargo, dijo que los que traían uniforme y fueron detenidos, estaban en proceso de acreditación, y los contrató el ayuntamiento, además de que existen dos tiendas en Zihuatanejo donde venden equipo y uniforme de policías y soldados.

Reclamó, que ayer varias de las esposas cayeron desmayadas, pues se les subió la presión.

También, que fueron replegadas por el Ejército cuando exigían saber de sus esposos.

Entre los policías, hay quienes pasan de 50 y 60 años de edad, y han trabajado algunos más de 20 años en esa academia.

Aseguró que al final del día, se llevaron 62 policías detenidos “en las noticias el vocero dice que son 60, y que 42 son civiles uniformados, 15 son policías y tres son delincuentes, y eso es una vil mentira porque todos son civiles, ninguno de ellos es delincuente”.

Comentó que la presencia de ellos en el ayuntamiento, era para sacar las altas y hojas de radicación, para comprobar que sí son policías.

“Somos empleados del ayuntamiento, yo tengo 14 años de servicio”, afirmó.

Precisó que ya se había hecho una revisión el pasado 20 de abril, donde el Ejército se llevó armas.

De las credenciales, mencionó que “un poquito antes, nosotros teníamos la credencial, pero la teníamos vencida, eso fue error de Chilpancingo, vinieron del Centro Control y Confianza, nos mandaron la credencial, y nos dieron el arma, pero nos dijeron que no tenían para imprimir, y cuando llegó la revisión de armamento, nos recogieron las armas y todas las credenciales, y dos días después, nos dieron la credencial nueva, pero sólo nos llegó como a 55, de 105 policías”.

Otro policía presente, manifestó que lo de la credencial fue en el mes de diciembre, pero por el 1 de enero, les entregaron después ese documento.

Del desarme, recalcó que el anterior fue 5 días antes de que mataran a tres de sus compañeros en Ixtapa, los cuales estaban desarmados.

Los policías, consideraron injusta la detención y recalcaron de la enfermedad de sus compañeros, hombres sexagenarios que han servido en esa dirección, algunos, por más de dos décadas.

Mientras tanto, en Acapulco, frente a las instalaciones de la Procuraduría General de la República (PGR), las esposas de los detenidos denunciaron que aún no hay un abogado de oficio para los municipales, además de que no se ha presentado algún representante de la Comisión Estatal de Derechos Humanos.

“No sabemos cómo están, no sabemos si ya comieron o no, hay muchas personas adentro que son hipertensas o diabéticas”, dijeron.

 

 

NO HAY COMENTARIOS

Deja un comentario